Marcas superficiales y no.

Hoy estuve pensando bien eso que todos dicen " Lo que no te mata te hace más fuerte "... y de darle mil vueltas me di cuenta que no es así. Soy el claro ejemplo de lo contrario. Lo que no te mata no es que te haga más fuerte, si no que hace que evites aquello que te puede causar aquel daño. Cuando en un tiempo hubieses arriesgado todo, ahora arriesgas poco o nada, con temor y miedo de volver a sentir eso que no llego a matarte pero que igualmente te marco.
Las heridas por ahí están para eso, para recordarnos dolores del pasado que " superamos" o que más bien vivimos y quedaron grabados en nosotros. No sólo hay marcas superficiales, si no internas. Esas sí, son las que siempre nos van acompañar y aunque deberían " hacernos más fuertes " en verdad nos hacen más temerosos, menos arriesgadores y de está forma empezamos a perder cosas que no nos animamos a hacer por temor a sufrir.
Creo que la mayoría de las personas sufrieron y que están marcadas.
Y que esas marcas aunque algunos afirmen que ahora son " más fuertes"
  • Los convierten en completos cobardes

1 comentario:

  1. Bueno, no del todo es cierto en mi opinión. Yo creo que no se tropieza con la misma piedra dos veces, y que si has de elegir algo, eligirás MEJOR que la otra vez.. aun asi, entiendo tambien lo q dices:) lindo blog!:D te sigo, me sigues?
    http://2mjla.blogspot.com/

    ResponderEliminar